DESPUÉS DE FORMAR LA EMPRESA, ¿SÓLO O EN COMPAÑÍA?

Una vez que te has decidido a comprar sociedad limitada o partir desde lo más básico y crear una empresa desde cero, debes de decidir si ampliar la participación de los socios o ser tú mismo quien sea el organizador de todas las partes en las que se divide la misma. Desde la búsqueda de clientes hasta la presencia en redes sociales y su armamento comunicativo, económico y financiero.

Ser el presidente de una empresa no es tarea fácil y, por ello, debes de tener las ideas muy claras sobre los objetivos y métodos desde los que conseguir llegar a lo más alto. Es muy probable que al principio, tu empresa sea pequeña y tus empleados trabajen en varios departamentos como ‘chicos para todo’, pero más tarde o más temprano tendrás que dar un paso al frente y convertirte en un auténtico jefe.

 

CÓMO ORGANIZAR LA EMPRESA

Aunque quizás te pueda dar vértigo al principio, organizar una empresa te puede resultar más sencillo de lo que crees. Al menos en el punto de partida; que fluya cada departamento será trabajo de cada jefe de departamento y del propio presidente.

Cada departamento, a su vez, puede encuadrarse dentro de otros departamentos o funcionar como anexo de un departamento mayor, pero en una empresa al uso los departamentos más frecuentes son: el departamentos de dirección, el departamento de Recursos Humanos, el departamento de Marketing, el departamento de Control de Gestión, el departamento Financiero, el departamento de Compras, el departamento de Administración, el departamento de Producción y el departamento Comercial.

Para crear un departamento nuevo en tu sociedad, has de seguir los siguientes pasos. Para empezar, tener claro hacia donde dirigir tus pasos, una estrategia en la que encuadrar este nuevo departamento. En él, tendrás que asumir ciertas justificaciones para su creación gracias a esta estrategia o bien ampararte en la necesidad de abrir fronteras debido al volumen de trabajo.

Esta nueva creación suele acontecer en departamentos tan diferentes como el departamento de Sistemas de Información, el departamento de Redes Sociales y Comunicación, el departamento de Asesoría Jurídica, el departamento de Calidad, el departamento de Logística, el departamento de Almacén e Inventarios, el departamento de Archivo o Biblioteca, el departamento de Expansión, el departamento de Atención al Cliente…por poner sólo unos pocos ejemplos de departamentos creados a partir de extensiones en la sociedad adquirida.